Español English

Municipio libre de desahucios

El concejal delegado de Urbanismo, Infraestructuras y Vivienda pública sometió a consideración del Pleno una moción para la declaración de Rincón de la Victoria como MUNICIPIO LIBRE DE DESAHUCIOS.

En dicha moción, entre otros se recogían los siguientes acuerdos:

PROPUESTA DE ACUERDO:

1.            El ayuntamiento de Rincón de la Victoria se declara públicamente “Municipio libre de Desahucios”.

2.            El ayuntamiento se adherirá y firmará con la Junta de Andalucía el convenio anti-desahucio.

3.            Los servicios jurídicos del ayuntamiento colaborarán con las familias víctimas de un desahucio o ejecución hipotecaria en todos los casos que necesiten el asesoramiento, la intermediación y, en su caso, la protección adecuada para prevenir la pérdida de su residencia habitual y permanente. Por ello, se creará la oficina municipal de intermediación hipotecaria, que prestará de forma gratuita el referido asesoramiento, pudiendo firmar cuantos convenios sean necesarios para ello con la Junta de Andalucía, la Diputación Provincial de Málaga y el Colegio de Abogados de Málaga.

4.            El ayuntamiento elaborará un plan municipal de vivienda, que contemple y regule debidamente las medidas de fomento para cubrir las demandas de emergencia habitacional.

5.            El ayuntamiento promoverá o instará a promover vivienda en los suelos de patrimonio público aptos para este fin.

6.             El ayuntamiento de Rincón de la Victoria se compromete a emprender medidas municipales con el objetivo de garantizar el derecho a la vivienda de la población y hacer frente a la emergencia habitacional.

7.            El ayuntamiento trabajará por crear un parque de viviendas público y otro privado, en régimen de alquiler social, para realojar a personas y familias desahuciadas.

8.            Exención en el impuesto municipal de plusvalía para las personas afectadas por desahucios que sufran la pérdida de su vivienda habitual en subasta y para aquellas que logren la dación en pago de vivienda en las ejecuciones hipotecarias. Evitar que las familias desahuciadas sigan recibiendo los cargos correspondientes al impuesto de Bienes Inmuebles.

9.            El ayuntamiento se opondrá a cualquier desahucio de vivienda en la que se encuentre viviendo menores. El ayuntamiento no colaborará con ninguno de sus recursos, en los procedimientos de lanzamiento

10.         El ayuntamiento de Rincón de la Victoria considera que los suministros de agua y de energía eléctrica son bienes básicos que deben ser garantizados para todas las familias, por lo que se garantizará que todas las familias en riesgo de exclusión social dispongan de los suministros indicados con anterioridad.

11.         El ayuntamiento creará un registro de personas afectadas por situaciones de potenciales desahucios y que vivan bajo el umbral de la pobreza a fin de realizar el seguimiento fehaciente de sus carencias.

12.         El ayuntamiento revisará los protocolos de actuación de sus servicios sociales en casos de desahucio y solicitará al juez la suspensión del desahucio cuando éste sea por motivos económicos y se refiera a la vivienda única y habitual.

13.         El ayuntamiento se dirigirá a las entidades financieras para pedirles la paralización de los desahucios de familias en riesgo de exclusión social y el cumplimiento de los criterios de la jurisprudencia europea en materia de deuda tributaria. En caso de no obtener respuesta satisfactoria, se estudiará la aplicación de medidas adecuadas para conseguir los efectos pretendidos, entre los que destaca, el no operar financieramente con dichas entidades bancarias.

14.         El ayuntamiento elaborará un censo de viviendas vacías propiedad de bancos o entidades financieras con el fin de ser utilizadas para realojar a familias que no disponen de viviendas. Se estudiará la imposición de un gravamen más alto al IBI de dichas viviendas en tanto en cuanto no sean puestas a disposición del programa municipal de alquiler social.

El ayuntamiento se compromete a apoyar institucionalmente a cuantos foros, plataformas y convocatorias se organicen en defensa del derecho a la vivienda.